vuelta-cole
13 septiembre 2016

7 Consejos para la vuelta al cole

Tras estos meses de descanso vacacional, playa, piscina, sol, escapadas y demás actividades propias del verano, toca volver al colegio, pero, ¿cómo lo ven los más pequeños? Debemos de ser conscientes que para ellos volver al colegio y retomar de nuevo una rutina no es fácil en algunos aspectos, aunque sea muy positivo en otros. Los más pequeños, los alumnos de educación infantil y los primeros cursos de primaria, suelen ser los que más ganas tienen de retomar la actividad escolar ya que eso supone volver a estar con sus compañeros y amigos y las obligaciones que tienen a esas edades tan tempranas son más bien una diversión que una obligación. Por el contrario, alumnos más mayores, a partir de 10-11 años de edad, no ven con tan buenos ojos el hecho de tener que comenzar un nuevo curso por todo lo que eso supone para ellos. Más obligaciones, más deberes, tener que enfrentarse a un cambio de ciclo como pasar del último curso de educación primaria a secundaria. Todo ello supone al fin y al cabo, mayor responsabilidad para el alumno, una carga que debemos saber manejar para que no aflore el estrés relacionado con la vuelta al colegio. La planificación acompañada de algo de diversión, son algunas de las claves para hacer todo este proceso fácil y llevadero no solo para los niños, sino para todos los miembros de la familia.

 

Algunas pautas que pueden ayudar a que la vuelta al cole sea algo fácil y divertido:

 

1. Ir cambiando sus hábitos pero no de manera brusca

Ir cambiando los horarios de nuestros hijos, como por ejemplo la hora de irse a dormir, ir adelantando la hora de acostarse en días previos a la vuelta al cole contribuirá a que ese cambio no sea tan repentino. Las rutinas ayudan a nuestro cerebro a organizar el tiempo, a saber qué tarea hay que hacer en cada momento y de cuánto tiempo se dispone para llevarla a cabo por eso es esencial la organización.

 

2. Para el correcto funcionamiento de la semana, una buena idea es la realización de un horario, tanto para padres como para hijos

De esa manera todos estarán al tanto de las actividades de cada día de la semana pudiendo funcionar en base a la programación de los otros miembros de la familia sin que el día a día se convierta en un caos.

 

3. Nuestros hijos se fijan en nosotros, somos su modelo a seguir, sobre todo para los más pequeños, por lo que es importante servir de ejemplo para ellos

Modelar un buen comportamiento en nuestros hijos es muy importante y para ello debemos fijarnos en nuestro propio comportamiento ya que les servimos de ejemplo y nos imitarán tanto en casa como en el colegio. Como padres debemos hacerles ver que pese a que a nosotros también nos encantaría seguir de vacaciones, ellos tienen la responsabilidad de retomar el colegio igual que nosotros la de volver al trabajo y que si afrontamos esta vuelta con una actitud positiva, la vuelta a la rutina será mucho más fácil.

 

4. Incluir a los niños en la búsqueda del material que emplearán a lo largo del curso

Ya sea el uniforme, libros de texto etc. para que se sientan partícipes en esa vuelta al cole que puede resultar tan complicada para algunos de ellos.

 

5. Recordarles todo lo positivo que tiene la vuelta al colegio

Volver a ver a sus amigos, a sus profesores, retomar las actividades extraescolares que tanto les gustan. Hay que intentar que vuelvan a clase con ganas e ilusión de seguir aprendiendo.

 

6. Compartir con ellos más tiempo realizando las tareas del colegio y haciéndolas divertidas

A los niños les encanta que los padres se involucren y si además lo hacen en tareas que ‘a priori’ para ellos no son nada entretenidas, conseguiremos que hacer los deberes sea más un juego que una obligación. Esto en ningún caso quiere decir que seamos nosotros los que terminemos por hacer las tareas de nuestros hijos, más bien es hacerles sentir que somos partícipes de su día a día.

 

7. Pasar más tiempo con ellos, jugar y hacer actividades como por ejemplo leer con ellos un poquito todas las noches

Esto además de ayudarles a mejorar la comprensión lectora, les da la oportunidad de pasar más tiempo con nosotros antes de irse a dormir. También es una buena opción, en un mundo donde los niños viven rodeados de nuevas tecnologías, que comiencen a utilizarlas bajo la supervisión de un adulto para aprender a emplearlas de manera correcta. Os proponemos que sigáis los perfiles sociales de familias como Eh Bee Family y The Holderness Family las cuales suben vídeos de actividades cotidianas, canciones, juegos… cosas que podríamos hacer con nuestros hijos y que estamos convencidos que les encantarán.

 

Tanto volver al colegio para los niños como volver al trabajo para los adultos es una tarea complicada en muchos sentidos por todos los cambios que ello implica. No se trata de querer tenerlo todo absolutamente controlado para que todo sea perfecto y nada salga mal, sino de que esa vuelta a la rutina y a los horarios se convierta en algo sencillo si toda la familia pone de su parte. Así conseguiremos que retomar el nuevo curso escolar sea mucho más divertido tanto para los niños como para los mayores de la casa.

VOLVER